Gestión para escalar el financiamiento para las organizaciones de la sociedad civil

Es sin lugar a dudas el tiempo de la sociedad civil, tantas necesidades, tanta carencia, corrupción, problemas inaplazables, cambios drásticos que ponen a prueba las capacidades de los individuos y de la sociedad, ¿Cómo sembrar esperanza en un mundo al que no le caben más sufrimiento y horror? Es por parte de individuos conscientes que las respuestas emergen, corazones generosos que no busquen  el bien individual sino que la satisfacción del bien colectivo sea el motivo que los impulsa. Con esto presente, profundamente sinceros en el motivo que impulsa,  es que contamos con esta recta intención en la gestión, seguros de que es esta la que garantiza las infinitas posibilidades que genera un buen gestor. Cuando se integra un grupo de personas que comparten la causa y un motivo que los impulsa a la acción, es necesario estar dispuesto a intentar generar oportunidades y no desperdiciar ninguna ocasión de impulsar el posicionamiento, establecer nuevas relaciones o hacer contactos que puedan vincularnos con las oportunidades. Manteniendo una absoluta convicción en las posibilidades infinitas de la Vida, de las oportunidades que el pensamiento positivo puede atraer, debe uno siempre mantenerse alerta y nunca permitir que el desgano o la negatividad nos hagan pasar de largo rechazando de donde menos esperamos las vías para ir avanzando en el escalamiento de la gestión.

Para atraer los recursos sociales o financieros necesarios, la generosidad por parte de gestores  es absolutamente necesaria, ya que lo semejante atrae a lo semejante, un espíritu avaro o mezquino no es capaz de generar la abundancia que se necesita para contar con la suficiente energía financiera que nos permita cristalizar nuestros sueños y objetivos. El carisma, la convicción y la pasión son esenciales para una exitosa gestión.  Antes de poder hacer gestión es necesario generar una visión, un equipo integrado que de confianza y un portafolio de acciones exitosas que es la carta de presentación con la que se incursiona al principio con donantes nacionales, institucionales o de fundaciones privadas, financiamientos pequeños con requerimientos accesibles, poco a poco ir consiguiendo ese desarrollo institucional que nos permita ir ampliando nuestra red de donantes. En nuestro caso, Sierra Gorda trabajó con recursos propios por varios años. Ya con una visión estratégica y muchas acciones en marcha conseguimos el apoyo del Gobierno del Estado de Querétaro, cuando este apoyo disminuyó estábamos listos para el siguiente nivel, ya reconocida como un emprendedor de la Fundación Ashoka, Sierra Gorda empezó a tocar puertas a otro nivel, buscando visibilidad, siempre acompañada por materiales de difusión que son indispensables para ganar un espacio en la percepción de los donantes. Empezamos por ganar reconocimientos estatales y nacionales, más tarde numerosos reconocimientos internacionales fortalecieron nuestra visibilidad, credibilidad y nuestras habilidades en cuanto a relaciones públicas, tejiendo redes, dando atención a los contactos, estando siempre presentes, escribiendo propuestas, buscando formas de fortalecer nuestro objetivo. Ya con una carrera e inercia social en marcha conseguimos el decreto del territorio por parte del Gobierno Federal como una Reserva de la Biosfera en el l997, a diez años de iniciadas las actividades, hecho de indiscutible importancia que nos dio paso a otro nivel de financiamiento, con lo que subrayamos el valor biológico, el movimiento social ya en marcha y contamos con un marco legal para la defensa del Territorio.

Fue en el 2001 cuando conseguimos la aprobación de un proyecto de escala completa por parte del Fondo Mundial para el Medio Ambiente que nos convirtió en la primer organización mexicana en conseguir un proyecto así y administrado por el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo. Contando con el mismo pudimos implementar en su totalidad el Programa de Manejo de la Reserva, con lo que conseguimos capitalizar a las comunidades y generar nuevas oportunidades alrededor de la conservación y hoy día no sólo contamos con nuestros sueños sino con una rica Canasta de Productos y Servicios generadas por el desarrollo de nuevas habilidades productivas, microempresas, ecoturismo,  servicios ecosistémicos cuantificados, valores que nos permiten  hoy día contar con una Reserva más integrada a la globalidad. Ello significa comunidades organizadas, iniciativas locales fortalecidas, una visibilidad y credibilidad que nos abren nuevos financiamientos, habiendo dado cumplimiento exitosamente de las leoninas contrapartidas que exigen estos financiamientos internacionales que ponen a prueba al mejor gestor, demandantes, no perdonan, exigen y la sociedad civil debe dar prueba de su transparencia, versatilidad  y paciencia.

Nos interesa tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s